Curiosity llega exitosamente a Marte.

Curiosity, es el rover de la Nasa, que llegó exitosamente a Marte el lunes en la madrugada, y permitió obtener fotos una vez pasados cientos de kilómetros por el espacio hasta llegar al planeta rojo.
Curiosity, está valorizado en 2.600 millones de dólares y por ende era el vehículo apropiado para  tener una apropiada llegada al terreno marciano, a este espectáculo se le denominó «siete minutos de terror».
Para la llegada se contó con la ayuda de una grúa cielo y el paracaídas supersónico más grande del mundo, herramientas necesarias para que Curiosity reconociera el área de aterrizaje que los expertos ya habían reconocido.

Visual del entorno de Marte, captado por Curiosity.

Visual del entorno de Marte, captado por Curiosity.


Con el curiosity ya se han hecho 10 experimentos, los cuales han sido posibles por su extraordinario brazo robótico con el que se puede taladrar piedras, también puede sobrepasar obstáculos de hasta 65 centímetros y viajar alrededor de 200 metros cada día.
La misión a cargo del  Jet Propulsion Laboratory de la NASA, solamente podía aplaudir de emoción una vez el explorador llegó. Todo el equipo se abrazaba y chocaba su palmas, de hecho cuando vieron las primeras imágenes muchos deslizaron lagrimas por la cara.
Empleados de NASA en momentos de alegría al recibir noticia de aterrizaje Curiosity.

Empleados de NASA en momentos de alegría al recibir noticia de aterrizaje Curiosity.


El presidente Barack Obama dijo a través de un comunicado de felicitación al equipo de la Nasa que participó en el proyecto que «El aterrizaje exitoso del Curiosity —el laboratorio itinerante más sofisticado que jamás haya aterrizado en otro planeta— marca una hazaña sin precedentes en la tecnología que se convertirá en un orgullo nacional para el futuro».
“Racionalmente sé que se supone que se trabajó todo el tiempo, pero emocionalmente siempre me pareció completamente loco”, contó James Wray, profesor asistente en el Instituto Tecnológico de Georgia, que está afiliado al equipo científico del Curiosity. “Así que ver todos los pasos que se han dado y del trabajo, es un alivio”.
Las primeras fotografías que llegaron a la tierra eran en blanco y negro, además granulosas, aunque en una de ellas se apreciaba  una de las ruedas del vehículo apoyada en el terreno pedregoso, en otra se ve  la sombra del artefacto.
Según explica la Nasa algunas fotografías a color pueden llegar en el transcurso de esta semana.
La nave salió con rumbo a Marte desde el 26 de noviembre en un viaje en el que tendría que recorrer  alrededor de 567 millones de kilómetros.
Curiosity, es controlado desde el Jet Propulsion Laboratory,y  está dotado con instrumentos sofisticados para la exploración en Marte. Posee 17 cámaras, un láser que puede identificar la composición de las rocas aún desde lejos, además de instrumentos que también pueden analizar muestras del suelo.
La Nasa explicó que la meta de este proyecto está orientada en “evaluar si el clima de Marte alguna vez soportó pequeñas formas de vida”.
Si todo resulta como está programado, el primer destino del Curiosity será el cráter de Gale donde se cree alguna vez hubo un lago. Después de por lo menos un año, el artefacto llegará al Monte Sharp, en el centro del cráter, donde analizará capas de sedimento. Para los expertos este experimento representa mirar un récord histórico porque cada capa equivale a una era en la historia del planeta.
La etapa de las capas sedimentarias es parecido a lo que ocurre en la Tierra con el Valle de la Muerte en California o en Parque Nacional de los Glaciares en Montana, explicó John Grotzinger, jefe de la misión del Laboratorio Científico de Marte.
Las rocas y minerales que se encuentran en la Tierra son distintos a los que hay en Marte, aunque la idea de una montaña formada por capas es familiar para los expertos. Lo que marca la diferencia es que en Marte no hay placas tectónicas, es decir que las capas del planeta rojo son planas.
En esas capas los expertos están buscando moléculas orgánicas, las cuales se requieren para crear vida. No obstante, si el Curiosity las encuentra, no garantía para establecer que hubo vida.
Si no encuentran organismos, esto quizá pueda señalar que existe algo en el planeta que acaba con estas moléculas, explicó Wray, del Tecnológico de Georgia. Pero si el Curiosity los detecta, agregó, podrían ayudar a los expertos a cuestionarse «¿fue Marte alguna vez habitable?», «¿Marte realmente albergó vida?».
La misión del Curiosity es importante en esta etapa pues la Nasa cuenta con un presupuesto redusido, mientras que China está ansiosa por explorar el espacio.
“El aterrizaje exitoso da un respiro de alivio al equipo de la comunidad científica de Marte”, dijo Wray a través del correo electrónico. “La NASA sin duda seguirá a la vanguardia con la exploración de Marte al menos en los próximos años”.
«Siento que esto es señal de que tenemos la capacidad de hacer cosas más grandes y excitantes en el futuro», señaló Carol Paty, profesora de la Escuela de Ciencias Atmosféricas y de la Tierra en el Tecnológico de Georgia. «No puedes dejar de emocionarte».
Encontrar agua no es algo que esperan los científicos, ya que Marte es un planeta frío y seco, agregó Squyres. Si hay agua en ese planeta está por debajo de la superficie, quizá haya en lugares muy especiales, no obstante, no hay probabilidad que Curiosity las vea, dijo.
“Para crear vida se necesitan tanto las condiciones ambientales correctas —entre las que destaca el agua—, y bloques de construcción con los que se construye la vida, que incluye organismos”, dijo Squyers. El Laboratorio Científico de Marte es la misión precursora de la tecnología que puede hallar  vida, añadió Grotzinger.
Se tiene palnteado que Curiosity permanezca en Marte dos años más, aunque, puede estar por un periodo más largo, después de todo, Spirit y Opportunity llegaron allá en 2004, y cada uno iba a durar 90 días marcianos. Aunque la señal del Spirit con la NASA se frenó en 2010 después de que se quedara atascado en la arena, y Opportunity por su parte si está operando.
“Tomas lo que Marte te da”, dijo Squyres, quien también es jefe científico de los vehículos de exploración de la misión, que incluyen el Spirit y Opportunity. “Si supiéramos que es lo que nos encontraríamos, no sería divertido.”
Fuente: CNN ESPAÑOL
Elaborado por: Natalia Bernal.


Compartir