.Blog

22

Jun

0

La generosidad se desarrolla a partir de los 4 años de edad.

Posteado роr NBernal on June 22, 2012 at 7:08 pm
desarrollo_generosidad

Carmen Retuerce, psicoterapeuta del Centro Hara en Madrid (España), explica que la generosidad  infantil empieza a desarrollarse a los 4 años, es por eso que a partir de esta edad los padres pueden iniciar a inculcarles a sus hijos el importante valor de compartir. Es necesario entender que el egoísmo de los niños en la primera infancia (desde los 0 a 5 años) es una conducta completamente normal dentro de su proceso de formación, por lo cual la generosidad debe cultivarse de manera progresiva a través de la amabilidad, la empatía, el entendimiento de los sentimientos de los demás y sobre todo el ejemplo de un hogar armonioso con padres que demuestren a su hijo la importancia de dar.

La generosidad infantil se desarrolla a partir de los 4 años de edad.

La generosidad infantil se desarrolla a partir de los 4 años de edad.

Cuando se presentan niños que se resisten a compartir se deben utilizar métodos que no incluyan la presión o los castigos, sino que demuestren los beneficios de practicar este valor y la importancia de ponerse en el lugar del otro, para que experimente la alegría de dar y fomenten el aprendizaje del bien común, en un mundo donde se necesita más solidaridad y generosidad. A continuación algunos tips para fomentar la generosidad en los más pequeños:

- Motivar al niño a participar en jornadas de ayuda a los más necesitados.

- Inculcar los valores de respeto, reconocimiento y agradecimiento, a través del ejemplo y de cuentos e historias que exalten estos valores

- Enseñarles poco a poco a compartir con otros niños sus juguetes y a ayudarlos cuando lo necesiten.

- Enseñarles a reconocer y respetar las labores de los demás.

- Demostrarle a los niños las consecuencias de sus actos para el resto de los individuos e incluso para la sociedad.

Una causa genética
La generosidad podría ser un factor genético, según un reciente estudio de la Universidad de Bonn en Alemania, que constató un gen relacionado con la voluntad de dar, el resultado de dicho estudio demuestra que las personas con una pequeña variación en este gen son el doble de generosas a quienes no tienen esa variante.

Elaborado Por: Natalia Bernal

Fuente: ElTiempo

Comentarios.

Deseas realizar un Comentario?

*